El 3 de diciembre, el Instituto Avon lanzó la encuesta Violencia contra las mujeres en el ambiente universitario, que revela la percepción y el comportamiento de los estudiantes sobre el tema. La encuesta fue lanzada en el III Foro Hablar Sin Miedo, organizado con el apoyo institucional del Instituto Patrícia Galvão, el Ministerio Público de São Paulo, la Defensoría Pública de São Paulo y el Ministerio de la Mujer, Igualdad Racial y Derechos Humanos.
 
Realizada por Data Popular, la encuesta se llevó a cabo entre 1.823 estudiantes (mujeres y hombres) de todas las regiones del país. Más de la mitad de los entrevistados (51%) tenía entre 16 y 25 años, el 53% pertenecía a la clase media y el 76% estudiaba en centros privados.
 
"La encuesta fue muy importante para derribar un gran mito: que la violencia contra las mujeres está fuertemente vinculada a la educación o al nivel socioeconómico del agresor. Los muros de las universidades no son impermeables al machismo que se da en el resto de la sociedad brasileña", declaró Renato Meirelles, presidente de Data Popular, a la Agência Brasil de Comunicação.
 
Según Meirelles, 2,9 millones de mujeres han sufrido algún tipo de violencia física en las universidades. "Eso es más que la población del 90% de las ciudades brasileñas", dijo. El 14% de las estudiantes denunció casos de violación, y el 11% dijo haber sufrido intentos de abuso sexual por encontrarse bajo los efectos del alcohol. En cuanto al acoso sexual, el 73% dijo conocer casos; el 56% dijo haber sido víctima y el 26% confesó haber cometido algún tipo de acoso. Hay casos de profesores que han ofrecido "regalos a cambio de un examen más fácil".
 
Un estudiante relató que "violaron a una chica en la fiesta mientras dormía. En otra fiesta, me enteré de que a otra chica le dieron drogas sin que ella lo supiera, y también la violaron". Una de las alumnas dijo que "hay mujeres que no se respetan a sí mismas, que se ponen ropa para ofrecerse".
 
Del total de estudiantes consultados, el 42% afirmó haber sentido miedo de sufrir violencia en el ámbito universitario y el 36% dijo haber dejado de hacer algo por ese temor. En sus informes, según Data Popular, explicaron que "se dan cuenta de que no sólo delincuentes externos, sino también compañeros, profesores y compañeros cotidianos pueden ser protagonistas de violencia, que va desde la descalificación intelectual hasta el acoso moral y sexual, pasando por la violación".
 
"Si no desnaturalizamos los prejuicios y la violencia contra las mujeres, seguirán alimentando a las próximas generaciones", afirmó la presidenta del Instituto Avon, Alessandra Ginante, en la 3ª edición del Foro Habla Sin Miedo, donde también se lanzó la 3ª Convocatoria del Fondo Habla Sin Miedo.
 
Convocatoria de propuestas del Fondo Hablar sin Miedo para apoyar a grupos de estudiantes
 
La nueva convocatoria de propuestas del Fondo Fale Sem Medo también apoyará a grupos de estudiantes y uno de sus objetivos es reforzar la participación de los jóvenes en la lucha contra la violencia de género.
 
Com o 3º edital do Fundo Fale Sem Medo, o Fundo ELAS e o Instituto Avon